PUBLICIDAD
PUBLICIDAD

Almeripress.es - Inicio

Tiempo en Almería Almería 20ºC 8ºC

La Policía Local de Adra realiza una campaña de vigilancia y control sobre el transporte escolar

El 90 por ciento de accidentes se producen en tramos de subida y bajada o por distracción del conductor


La Policía Local de Adra realiza desde el 30 de noviembre hasta el próximo 4 de diciembre una campaña de vigilancia y control sobre el transporte escolar en la que se llevan a cabo inspecciones de los vehículos en carreteras convencionales y vías urbanas.

En esta operación especial se examinan las condiciones técnicas y los elementos de seguridad como cinturones y sistemas de retención, así como a los conductores, sobre todo en lo referente a permisos de conducción y descansos. La concejala de Seguridad, Patricia Berenguel, ha subrayado que “es de vital importancia que los niños y niñas de nuestra ciudad se desplacen hacia sus centros con todas las medidas de seguridad” y por ello “nos adherimos a esta campaña también para concienciar sobre la importancia de respetar las normas que en definitiva salvan vidas”.

Cabe destacar que el 90 por ciento de los accidentes que se producen durante el transporte escolar tienen lugar en las subidas y bajadas del vehículo y en muchos casos son atropellos causados por distracción del menor, del conductor del transporte o de los acompañantes. Por otro lado, la puesta en marcha de esta campaña permitirá actualizar la incidencia de los distintos factores en este tipo de transporte.

Otro de los objetivos es contribuir a reducir el número de heridos y fallecidos en accidentes de circulación y conocer cuál es la evolución que se ha experimentado desde el pasado mes de febrero, cuando se realizó la última campaña de este tipo. Entre los requisitos más importantes que se deben tener en cuenta para garantizar la seguridad de los transportes escolares, hay que reseñar la obligatoriedad de que los menores vayan acompañados por una persona cualificada.

Por otra parte, también es fundamental la antigüedad máxima de los vehículos destinados a este tipo de pasajeros, el seguro de responsabilidad civil ilimitado o la obligatoriedad de señalizar el transporte escolar.

Además, desde la DGT apuntan que en los lugares donde se concentran un mayor número de centros educativos, está comprobado que, si un vehículo circula a 50 kilómetros por hora, la posibilidad de que un escolar sobreviva sin ninguna medida de seguridad es prácticamente nula.

Durante el año, más de 600.000 alumnos utilizan a diario un autobús escolar, según datos del Observatorio del Transporte de Viajeros por Carretera, y cerca de 17.000 autobuses realizan este servicio de transporte.