PUBLICIDAD
PUBLICIDAD

Almeripress.es - Inicio

Tiempo en Almería Almería 31ºC 22ºC

El CUAM intensifica el número de análisis en los últimos meses

Desde el 1 de enero hasta el 30 de abril de 2020 se han realizado un total de 5.714 análisis, mientras que en el mismo periodo del año anterior se realizaron 5.555


El Centro Universitario Analítico Municipal del Ayuntamiento de El Ejido , CUAM, ha visto incrementado su volumen de actividad en las últimas semanas a través de las labores de análisis que han ido en consonancia y de forma paralela al nivel de producción del sector agroalimentario en el municipio que ha seguido muy operativo y en crecimiento a lo largo del periodo del Estado de Alarma, convirtiéndose en una herramienta imprescindible para ofrecer las máximas garantías de trazabilidad, de calidad y salubridad de los productos, al objeto seguir abasteciendo de frutas y verduras al resto de España y de Europa, convirtiéndose en un punto de referencia de distribución.
El concejal de Agricultura y Medio Ambiente, Francisco Pérez, junto al jefe de área en el Ayuntamiento de El Ejido, Antonio Escobar; y la directora del CUAM, Nuria Sánchez, ha recorrido hoy las instalaciones para comprobar in situ el excelente trabajo que se está desarrollando desde el Centro Universitario Analítico Municipal, no sólo en las últimas semanas en las que no ha cesado la actividad de los trabajadores municipales, sino a lo largo de todo el año con la finalidad de que las frutas y hortalizas que se producen en El Ejido lleguen a sus destinos con todas las garantías de seguridad, siendo un referente nacional por su tecnificación, eficiencia y rapidez.
De este modo desde el 1 de enero hasta el 30 de abril de 2020 se han realizado un total de 5.714 análisis, mientras que en el mismo periodo del año anterior se realizaron 5.555, de forma que se ha incrementado la actividad en 159 análisis más. En cuanto a los tipos, se han elaborado análisis de aguas de riego y de consumo; suelos; foliares; abonos; piscinas; playas; microbiologías de agua, alimentos, superficies y ambientes; nemátodos de suelo y parámetros especiales.
De igual modo, cabe reseñar que si se hace una comparativa en el periodo de tiempo que va desde el 16 de marzo hasta el 30 de abril de este año, coincidiendo con parte del Estado de Alarma, en 2020 se realizaron en total 1.990 análisis mientras que en 2019 se llevaron a cabo 1958 análisis, un total de 32 más, lo que pone de relieve que la actividad del Centro Universitario Analítico Municipal ha continuado debido a que la actividad económica agraria, al ser un bien de primera necesidad, no ha cesado y por tanto los análisis en el CUAM tampoco, garantizando siempre la máxima calidad y salubridad de las verduras y hortalizas de la tierra y convirtiéndose en una parte fundamental del abastecimiento de verduras y hortalizas a España y Europa.
Además de realizar las muestras, desde el CUAM se ha preparado la documentación y analíticas necesarias para solicitar a ENAC una auditoria no presencial (Documental) para acreditar los elementos polares (fosetil-al. Ac. fosforoso, clorato, perclorato y etefón) en matriz de pepino, tomate, calabacín, berenjena y pimiento. Este tipo de análisis es el que se realiza en el cultivo ecológico.
Cabe recordar que desde que se decretó el Estado de Alarma el funcionamiento en las instalaciones del CUAM ha continuado operativo aunque siempre extremando las precauciones sanitarias en la prestación del servicio tanto para usuarios como para trabajadores a través de las medidas higiénicas establecidas como el uso de gel hidroalcohólico, mascarillas, guantes o preservar la distancia de seguridad mínima. También, desde el laboratorio se siguen haciendo los análisis y el procesado de las muestras por turnos y se continúan realizando las pruebas en las diferentes empresas del sector agroalimentario que hayan solicitado este servicio, manteniendo y procurando, siempre, las medidas de prevención.
Cabe remarcar que las labores de limpieza e higiene dentro de las propias instalaciones del CUAM se han intensificado y reforzado con tratamientos especiales, específicos y extraordinarios de cara a proteger a todo el equipo humano y técnico que trabajan en el laboratorio.