PUBLICIDAD
PUBLICIDAD

Almeripress.es - Inicio

Tiempo en Almería Almería 17ºC 10ºC

La Cabalgata de Reyes de Berja emociona a miles de personas

La Cabalgata hizo dos paradas, una en la parroquia de la Anunciación y otra en e Belén Monumental


Sus majestades los Reyes Magos de Oriente, llegaron a Berja acompañados de un gran séquito en el que no faltó la magia, la música y la ilusión, sobre todo de los más pequeños, expectantes por ver y acercarse a Melchor, Gaspar y Baltasar.
Ya el domingo por la mañana el Heraldo Real anunciaba la llegada de sus Majestades por las calles de Berja y en la Plaza Porticada los niños y no tan niños disfrutaron de un delicioso taller de chocolate a cargo de la empresa local Chocolates La Virgitana en el que los propios participantes elaboraron sus piruletas.
Por la tarde, la comitiva echó a andar por las calles de Berja, abarrotadas de personas y con los niños y niñas en primera fila para recoger alguno de los caramelos. Cerca de dos mil kilos de caramelos y gominolas había preparado el Ayuntamiento de Berja en las ocho carrozas que formaban el desfile.
En total algo más de un kilómetro y medio de recorrido mágico por las principales calles del municipio con los Reyes Magos y los niños como protagonistas en uno de los días más bonitos del año, cuando la ilusión y la emoción se unen en la ciudad. Berja se vuelca con su cabalgata participando activamente ya que al cortejo se unen miembros de la Asociación de Comerciantes Empresarios y Hosteleros de Berja, de la academia de baile de Las Tinajitas de Sara, de la Academia de Esmeralda Fajardo, del grupo Indalritmica, del grupo de artes escénicas Atiles o del grupo de animación Los Piratas.
Como de costumbre, la cabalgata de la ilusió virgitana hizo dos paradas, la primera en la Parroquia de la Anunciación, donde los Reyes Magos entregaron al Niño recién nacido oro, incienso y mirra. Minutos después, la comitiva acompañada por el alcalde de Berja, José Carlos Lupión, se acercó hasta la segunda parada, el Belén Monumental y de ahí pasaron hasta el escenario de la Plaza Porticada que acompañado de un colorido espectáculo de luces, esperaba a sus Majestades para entregar los regalos a los niños y niñas virgitanos.